Imagen qué es la meditación

Meditación: Qué es y qué beneficios puedes obtener

La meditación es uno de los ocho pasos del yoga según Patanjali. Concretamente, es el séptimo paso, llamado dhyana, y se produce después de haber perfeccionado la concentración o dharana.

La meditación te mantiene presente, en un estado de paz interior inigualable. Para ello, las técnicas de concentración que se practican durante las clases de yoga o de meditación van entrenando tu mente, la van preparando.

Cómo meditar

No puedes aprender a meditar, puedes aprender a concentrarte. La meditación surge de manera espontánea y cuanto más practicas la concentración, más fácilmente llegarás al estado de meditación.

Por más horas que pases en postura de loto, si tu mente está dando tumbos por ahí, no vas a conseguir nada. Valen más dos minutos de atención plena que veinte con distracciones.

Cuida tu mente del mismo modo que cuidas tu cuerpo.

Con el tiempo y la práctica, irás consiguiendo entrar en estado meditativo. Más adelante, verás que cocinar, caminar, nadar o cualquier otra actividad las puedes realizar meditando.

Postura y técnicas

Nunca te tumbes para meditar, te acabarás durmiendo. Busca una postura sentada firme, cómoda y estable. Mantén la espalda recta, la cabeza bien alineada, coloca las manos sobre tus piernas o en tu regazo y mantén los ojos entreabiertos. Si te cuesta mucho, puedes cerrarlos.

Puedes usar una de las siguientes técnicas:

  • Observar tu respiración, sin forzarla
  • Recorrer mentalmente todo tu cuerpo
  • Realizar una cuenta atrás
  • Cantar mantras
  • Te puedes ayudar de visualizaciones guiadas

Aparte, y ya utilizando objetos de apoyo, puedes meditar coloreando mandalas, bailando mantras, observando una vela (meditación tratak), recitando mantras con ayuda de un mala (una especie de rosario de 108 cuentas)…

Ventajas de meditar con regularidad

Los beneficios de la meditación los siguientes:

  • Potencia la salud mental y la física.
  • Desarrolla la inteligencia emocional y la empatía.
  • Mejora la memoria.
  • Alivia el estrés, la ansiedad y la depresión.
  • Reduce la presión sanguínea.
  • Mejora la estabilidad emocional.
  • Ayuda a relajar la mente.
  • Facilita y mejora la calidad del sueño.
  • Favorece la creatividad y la intuición.
  • Ayuda a reducir el ego y a proyectarse en los demás y en su bienestar.
  • Ayuda a relativizar, a dar importancia sólo a lo que realmente es importante.

Cuando la meditación ocurre, te sientes en paz, con calma, no necesitas nada más.

Qué más necesito saber

Si quieres más detalles e información, te invito a que te pases por mi entrada en Ykile (más extensa) y a que me preguntes tus dudas en clase o a través de tus comentarios en este mismo blog.

No te quedes con las dudas, ¡ven a nuestras clases de meditación!

Inhala, exhala, medita.

CLOSE
CLOSE