uso de mallas

Uso de mallas

Ahora mismo te estás preguntando qué hace la ropa de yoga en la sección del blog dedicada a soportes que te ayudan a practicar. No es que hayamos dejado caer esta entrada en una categoría al azar.

Como profesora y practicante, considero la ropa de yoga como otro elemento de ayuda más. Te explico mis razones.

La ropa con la que practicas

Cuando vienes a clase o nos llamas para informarte, te solemos decir que utilices ropa cómoda, sin botones, bolsillos ni costuras. Parece evidente que aquellos elementos más rígidos o meramente decorativos pueden incomodarte en determinadas posturas.

Esto incluye todas aquellas camisetas que tienes en el cajón, que aparentemente sirven  para todo, pero no es así. Si vas a colocarte en “perro boca abajo” y la camiseta se te viene a la cara, dificultando tu visión y tu respiración, no es apta para yoga.

Busca ropa cómoda que te permita moverte sin estar pendiente de ella. Respirar sin impedimentos es el objetivo de tu práctica.

Ten en cuenta esto tanto para camisetas como para sudaderas y otras partes de arriba: nada de capuchas, holguras, cordones, adornos, etc.

Mallas: qué debo tener en cuenta

Tanto si decides utilizar mallas ceñidas como si optas por pantalones más holgados, ten en cuenta estos puntos. Si la prenda no los cumple todos, guárdala para otra actividad:

  • En postura sentada puedes respirar bien, no te ciñe el abdomen.
  • Si es una prenda ceñida, permite los movimientos de manera cómoda.
  • Si es una prenda holgada, no te impide giros, flexiones ni otros movimientos – no te hace estar pendiente del exceso de tela.
  • En cualquier caso, no tiene cremalleras, botones, bolsillos, cordones, decoraciones rígidas.
  • No te queda demasiado grande ni demasiado pequeña.
  • En general, no estás pensando en recolocar tu ropa con cada cambio de postura.

Por qué es importante elegir bien las mallas

Cuanto más cómoda, flexible y adaptable sea la ropa que llevas puesta cuando practicas yoga, menos pensarás en lo que llevas puesto. Especialmente, en la mitad inferior de tu cuerpo.

Al fin y al cabo, realizas muchas posturas sobre la esterilla, en posiciones sentadas y tumbadas. Tan importante como disponer de una esterilla antideslizante, la luz y el ambiente adecuados, lo es utilizar mallas adecuadas. Hay mucho movimiento de piernas en el yoga.

¿Alguna vez te has puesto una prenda que te ha impedido disfrutar de tu práctica? Comparte tu experiencia con nosotros.